martes, 8 de julio de 2014

La Gran Pedals. Pedals del Foc. Vielha - Les Esglésies. Etapa 1.

Nos despertamos en Vielha: Jose, Javi, Carlos y un servidor, con el sonido del río que pasa por delante del Hotel Ríu Nere confundiéndose con el del agua que caía del cielo, un buen chaparrón como el que nos había obligado a buscar cobijo a última hora de la tarde del día anterior. Afortunadamente el tiempo se calmó un poco y pudimos cargar las bicis sin problemas en el taxi que nos habría de llevar a la parte sur del túnel de Vielha. En la otra parte del túnel la amenaza de lluvia se había disipado definitivamente.

Nos encontramos al inicio de la ruta con una pareja de Madrid que no volveríamos a ver y con un grupo de seis bikers de Sabadell que como nosotros harían la ruta en tres etapas, con ellos coincidiríamos más adelante.

Como siempre, viajamos con nuestros pertrechos a cuestas: mochilas, cestas de manillar y portabultos. Empezamos a dar pedales siguiendo en dirección sur el cauce del río Noguera Ribagorzana, afluente del Segre y bordeando el bonito embalse de Senet.

Embalse de Senet.

El terreno en este inicio no es fácil de ciclar, con partes donde el río invade el camino dejándole muy roto. Tramo pedregoso y accidentado en el que se progresa muy despacio. 


Luego mejora y entre subes y bajas llegamos a Vilaller. La organización del viaje la hicimos a través de Pedals del Foc, que a última hora nos facilitaron los tracks y un road book que había que sellar en determinados puntos de paso, Vilaller fue el primero de ellos. A la salida del pueblo tomamos una buena pista en ascenso que más tarde dejamos para entrar en una senda estrecha balizada con postes de Ribagorza Románica por la que hay que portear la bici en múltiples ocasiones. 



Estrecha, con raices y piedras. La bajada es peor todavía, más trialera. La hacemos entera aunque en el último tramo hubiese traído más cuenta bajar por la carretera la escasa distancia que separa Cóll del cruce con la carretera de ascenso a Iran. Subimos hasta Iran por asfalto y paramos a comer en Casa Joanot, km. 36, nuestro segundo punto de control. Comemos muy bien y sin demora seguimos adelante, primero bajada y luego otra subida importante hasta Castellars, L'Abadía, tercer punto de control en el km. 52. Los compañeros de Sabadell tenían intención de comer en ese lugar pero se encontraron con el restaurante lleno y según nos contaron más tarde fueron tratados de mala manera, otra buena razón para comer en Casa Joanot. Seguimos subiendo por pistas, las subidas son bastante duras , en seis km se superan 400 m. de desnivel. y la bajada siguiente es para volver a subir, esta vez al Coll de Sas. De ahí llegamos ya en bajada hasta nuestro primer final de etapa en Les Esglésies. El alojamiento fue en Casa Battle, donde nos trataron muy bien. Allí coincidimos con el grupo de Sabadell con los que por primera vez pudimos charlar un poco. Nos hubiese gustado una etapa más ciclable pero la Pedals iba a ser puro btt, lo confirmamos en los días siguientes.


1 comentario:

  1. Me gusta esta bonita historia. La seguiré con emoción.jajaja

    ResponderEliminar

Tus comentarios enriquecen este blog. Gracias.

Otras cosas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...